jueves, 18 de diciembre de 2008

Pequeñas manías...

Supongo que todo el mundo tiene sus pequeñas manías en algunas cosas, os contaré algunas de las mías (si lo confieso que las tengo, pero creo que no son muy preocupantes jeje).
Hay algunas que no son manías sino más bien, cosas que me fastidian bastante.
Cuando lavo los platos y procedo a enjuagarlos, casi siempre me apilo los platos grandes abajo y los pequeños arriba, los voy clasificando por decirlo de alguna manera y lo mismo hago cuando los pongo en el escurreplatos (los hondos detrás de todo,luego los planos y por último los pequeños; más que nada es para que me quepan más que por orden); con los cubiertos también tengo otra manía: al ponerlos en el bote de escurrirlos, las cucharas y tenedores juntos, los cuchillos y cucharillas juntos, ¿porque lo hago?, ni idea.
Para mi ropa y mis cosas en general soy un caos tremendo (tengo una silla en la habitación que muy pocas veces se puede ver que forma tiene de la de ropa que lleva encima) en cambio, en el trabajo no soporto el desorden (aunque me parta la espalda, si tengo un palet de 500 lt. de material en medio del paso, lo desmonto enseguida) del tipo que sea, ¡me supera!. ¿Curioso eh?, desordenada en casa, ordenada en el trabajo, así soy yo jeje. Me pone de los nervios nerviosos (bonito palabro) que cuando alguien come sopa haga ruido al sorberla o, que de golpecitos en los dientes en cada cuchara, me pone frenética. Algo que realmente me mosquea y mucho, es mantener una conversación con una persona y que levante la voz (que no soy sorda),me dé golpes para enfatizar más lo que me cuenta o simplemente, que ni me preste atención porque el tema no le interesa (¿entonces porque narices me preguntas?),menudos cabreos me agarro con esto.
Me da bastante rabia las personas que las llaman por el teléfono móvil y se tiran media hora mirando quien llama, me dan ganas de decirles: ¡cójeloooooooo de una puñetera vez o es que te gusta torturarnos a todos con tu politono!. Nunca duermo con ninguna joya que no sean como mucho los pendientes, nada de reloj ni anillos ni mucho menos una cadena al cuello (siempre me ha dado pánico ahogarme con ellas mientras duermo).
Una gran manía que tengo es la de ser muy contestona (no me gusta tener que morderme la lengua y si lo hago, me corroe por dentro puf) y hasta incluso irreverente con mis superiores en el trabajo (yo misma les he llegado a decir que muchas veces no se como no me han estampado contra la pared), eso si, si noto que me he pasado soy la primera que entona el mea culpa y pide perdón.
Cuando me meto en la cama y noto que se me ha soltado la sábana encimera o el nórdico por la parte de abajo soy incapaz de conciliar el sueño (tampoco puedo si tengo frío) y tengo que levantarme al momento para volver a ponerlo todo bien colocadito.
Una manía y desde hace años y años que tengo (esta creo que ya no me la quita ni el más pintado) es la de morderme las pielecitas de los dedos gordos de la mano (solo me queda esta porque con el tiempo logré superar la de morderme las uñas), me sale inconscientemente y no puedo evitarlo de verdad.¡Y con lo que me llegué a morder las uñas, ahora me da un asco hacerlo que no me veas!.
Pues aquí os he dejado algunas de mis lindezas,¿tú también tienes manías? ¡vamos confiesa! ^_^.
Un saludo para quien me lea, respeta y serás respetados no lo olvides nunca….

3 comentarios:

Lorenza dijo...

No puedo parar de reirme! Yo tengo las mismas manias!
Cuidate
Veronica

Darcy dijo...

Buffff!!! a mi me harìa falta 3 folios por lo menos! soy maniàtica empedernida para todo!! del orden, de la limpieza, de como aparcar, de como tener el bolso organizado, los armarios, todo, todo, no hago nada porque sì, todo lo clasifico y todo lo ordeno. La suerte es que nunca pierdo nada porque sè siempre donde està, basta solo pensar a què categorìa pertenece... no pienses que estoy loca, ehhh??? jejejeje

Principito dijo...

En lo de la cama soy más o menos como tú. Me meto por donde esta la almhoada, como si fuera un sobre. Así no se me sale la ropa de los lados y duermo todo tapadito. Si se me sale me levanto otra vez a meterla y soy capaza de hasta volver a hacer la cama. Supongo q cada uno tendrá sus historias jejeje.

Besitos.

Las horas en la vida

El otro día fregando los platos tras la cena, pensaba que las horas del reloj tienen un diferente significado según la edad que tengas, me e...